Todos los rios van al mar .. enterrarse dignamente

Susanne Wiigh-Mäsak es bióloga, especializada en biología marina. Nació en 1956 y se crió en la ciudad de Gotemburgo, Suecia, pero es muy conocida por haber creado un método de enterramiento que es notable y a tener en cuenta en esta época donde la gente es incinerada masivamente pero pocos saben que esto genera no solo una gran cantidad de CO2, sino un elevado nivel de emisiones de mercurio (el 30% del mercurio emitido en Suecia procede de las incineraciones) y que aunque no sea visible el cadáver una vez incinerado , quedan los restos en forma de huesos y esos son molidos fuera de la vista , si , pasados por mecanismos que quiebran lo que queda hasta tamaño de arena gruesa

A mi este panorama no me gusta nada, mi dignidad no me deja aceptar ser molido como gravilla para asfalto, tampoco el de ser comido por los gusanos me hace ilusión, así que el método de la sueca, me parece mas lógico , actual .. y hasta cierto punto elegante , por no decir que ademas me pierde su aspecto tecco

En si se trata de algo que muchos hemos visto en demostraciones científicas, en el que sumerges unas flores en nitrógeno liquido y al sacarlas están cristalizadas (el agua que las compone) por lo tanto si las golpeas rompen como el cristal

El entierro ecológico tiene el mismo aspecto, sumergen el ataúd con el cuerpo en un baño de nitrógeno liquido , y se cristaliza todo

Lo emergen del baño y con solo dejarlo sobre una superficie que comienza a vibrar el ataúd y su contenido se desmoronan en forma de polvo milimetrico

Del polvo quedan 25 – 30 kilos de restos congelados, que se meten en un ataúd fabricado con maicena o harina de patata . Vamos, que acabas en forma de croqueta ‘comestible’

bild av steg 6

Se coloca el ataúd de maicena en la tierra donde se descompondrá, volviendóse cómpost, en 6 a 12 meses. Habitualmente se coloca un árbol que absorba los nutrientes encirna del ataúd.

Estos cementerios han crecido como la espuma en Suecia, y hay mas de 200 , y se les llama bosques memorial

Yo de verdad, entre estar en un bloque de minipisos llamados cementerios modernos y estar alimentando un arbol de mimosas o un laurel , me quedo con lo segundo y si ademas el laurel o la mimosa florecida estan a las orillas del Ulla eterno, o en las bretemas de las pesqueiras de Herbon , mas que miedo lo que me produce es placer el imaginar el canto del cuco, los colores de la flor de tojo florecida, los ladridos de las nutrias y el vuelo metalico relampagueante del martin pescador (que fue alli precisamente donde mas vi)

Fuente: Promessa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s